Español Traducción

«It girl (o man)», de Benito Mussolini a la duquesa de Cambridge

6 abril, 2017

Fulanita, sí esa, la it girl.

It girl, otra cosa que está de moda.

La verdad es que muchas veces he oído el término en la televisión pero no sabía muy bien el por qué de it. Ese «eso» (it) que no entendía yo muy bien por qué.

Bien. Buscando un poquito en Internet he encontrado que ese «eso» al que me refiero arriba se refiere a una cualidad de la persona con la que esta última atrae a los demás. Fue Clara Bow, una actriz estadounidense, quien puso de moda esta expresión allá por el año 1927 tras protagonizar la película It. Hubo alguien que de ella dijo lo siguiente: «Ese extraño magnetismo que atrae a ambos sexos…Descaradamente, con autoconfianza, indiferente al efecto que produce. Ello, demonios. Ella lo tenía». Ese extraño magnetismo es el famoso It de la expresión.

De esto puedo inferir que la expresión ha sufrido alguna que otra distorsión… adaptación, no sé cómo llamarlo. Adaptación sí, dejémoslo así. Se ha adaptado al contexto de la moda.

Esta es la definición moderna que he encontrado de It girl en una revista:

«Las it girls son mujeres que tienen un magnetismo innato, y esto es algo que no se puede copiar, comprar o imitar ya que surge de una actitud natural. Tienen “algo” propio y auténtico que, al ser tan genuino, se vuelve ultra atractivo para el resto» (Clarin, 2013).

Magnetismo innato lo que se dice magnetismo innato… no. Magnetismo innato tendría yo o mi vecina si nos bautizaran como It girl; una persona que atrae por naturaleza, simple, con lo que tiene y se ponga como se ponga. Alguien que tiene algo, un algo que le aporta una personalidad dificilmente de pasar desapercibida.

Pero ahora las que son consideradas It girl, lo son por la moda, por cómo van vestidas y peinadas, por algo que, en la mayoría de las veces se hace con money, money, porque personalidad, personalidad, no sabemos si la tienen o no. Bien vestidas van, eso sí, muy bien, mejor dicho.

Así que así, como quien no quiere la cosa, se pasa de llamar It men a Mussolini, a hacer lo mismo con Alexa Chung. Y lo de Mussolini creo que no era por vestir de Roberto Cavalli, ¿eh?

¿Sabes lo que te digo?

Que antes que fulana y mengana, estoy yo.

Acuérdate, María, la It girl del momento. Y como con el it se hace lo que a cada uno le viene en gana, que sepáis que mi it se refiere a la traducción, eso, eso que me hace tan curiosa, ese extraño magnetismo hacia las lenguas, eso.

You Might Also Like